La baja de Roger Federer en Roland Garros y sus chances en Wimbledon

image_pdfimage_print

El día de hoy, domingo 6 de junio, Roger Federer (8°) confirmó su retiro del Grand Slam parisino, por lo que no se presentará ante Matteo Berrettini (9°) en los octavos de final.

“Después de discusiones con mi equipo, decidí que tendré que retirarme de Roland Garros el día de hoy. Después de dos cirugías de rodilla y más de un año de rehabilitación, es importante que escuche a mi cuerpo y me asegure de no presionarme demasiado rápido en mi camino de recuperación. Estoy encantado de haber conseguido 3 partidos en mi haber. No hay mayor sentimiento que estar de vuelta en la pista. ¡Nos vemos pronto!”, manifestó el ganador de 20 Grand Slams a través de su cuenta de Twitter.

El sábado pasado, el suizo obtuvo una muy forzada victoria de 3h 35m (7-6 (5) 6-7 (3) 7-6 (4) 7-5) ante el alemán Dominik Koepfer (59°). Sin embargo, la baja no se produjo por lesión, sino por fatiga/cansancio, o al menos no ha dado indicios de lo contrario.

Desde el punto de vista del director de Roland Garros, no estaríamos nada contentos con esta actuación. Sentiríamos que se está despreciando nuestro torneo (uno de los cuatro más importantes de la historia), el segundo más antiguo de la historia, y tomándoselo como un “entrenamiento previo a…”. Pero siendo objetivos, si bien no ha sido la actitud más correcta, sobre todo por cómo públicamente «trató» al torneo, su elección de retirarse del mismo ha sido el mal menor para Roger.

Entrar a la pista para dar el 100% ante un jugador con un nivel bastante mayor al de Koepfer parecería no ser una buena idea si uno está volviendo a acostumbrarse a la competición, más aún estando cerca de cumplir los 40 años. Máxime teniendo en cuenta que con su baja tendrá varios días de descanso y de entrenamiento sobre césped, buscando la mejor preparación para obtener – quizás – una última chance de levantar un título de Grand Slam.

Así las cosas, nos queda la intriga de saber si Roger está listo para vencer a un Top 10, y podríamos poner en duda su condición de cara al Gran Slam inglés. Lo que ha demostrado en Roland Garros ha sido muy bueno, pero no parece ser suficiente como para anteponerse a los jugadores de alto calibre, que sin duda estarán presentes en el All England Club, dispuestos a levantar el preciado título en Wimbledon. Esperamos que pueda recuperarse para así poder presentarse a dar su máximo y pelear por su Major 21.

Créditos de la portada: «El Universo».

Visitas: 16312